Erase una vez…

Erase una vez una célula que comió a otra, sólo porque era más grande… esa fue la primera historia, y todas las otras, siguieron esta. Así avanzaron, cada vez con algo más a contar. Y en eso llegamos a somos nosotros.

‘Las células más grandes y mejores, sobreviven”. -Evol, the god-

Dust un excelente corto lleno de miedo y sueños.

Siempre me ha llamado la atención la fantasía. Cuando niño creía que lo que nos diferenciaba de los ánimales era que los humanos solamente podíamos soñar. No es así. Sin embargo, logramos avanzar sobre el resto de las especies sólo para poder lograr contar nuestros miedos y sueños a otros.

Los «cuentos de hadas», han sido una notable forma de transmitir sueños y miedos. -¿Con qué fin?- Supongo que para dejar en herencia un código moral y advertencias de grandes traumas del pasado, y con ello evitar el sufrimiento de volver a experimentarlas…

Les dejo un video que me encantó. Lo encontré en la web de Little Fears, un interesante juego de rol (no lo he jugado aún, pero siento que debo hacerlo ASAP).

Y así es, Dust es protagonizada por Alan Rickman (imdb), aunque muchos lo deben reconocer por su actuación en Harry Potter como el perverso Profesor Snape, yo tengo el recuerdo de él como otro personaje malvado y tirano que encarnó hace años atrás otra película de fantasía (y un cuento). Lo recuerdo como el Sheriff George de Nottingham en la película Robin Hood: Prince of the Thieves (2010) (ver trailer vintage). También actúa en el corto Joddie Whittaker a quien vi actuar en el film Attack the block (2011) (trailer), otra película de fantasía y ‘pesadillas’.

Espero hayan disfrutado el corto, si tienen otras recomendaciones para revisar, las dejan en los comentarios o me cuentan en el twitter (@axes).

Mi DeviantArt

DeviantArt es un sitio -ya popular- de esos que permiten subir imágenes y publicarlas, aunque claro con un enfoque especial para artistas.

Años atrás tenía mi cuenta mucho mas activa. Hoy decidí reactivarla, ya que desde hace unas semanas he estado volviendo al trabajo gráfico y a la ilustración digital, gracias a un regalo especial que me hizo mi polola, una Wacom Bamboo.  Desde que me la regaló, he estado practicando, ‘soltando la mano’ y volviendo a mi antiguo hobbie.

Aprovecho de rescatar mi última descripción del 2008:

Current Residence: Temuco, Chile
Favourite genre of music: Rock, Brit, 80’s, Chilean Rock, Indie, Grunge, Hardcore, Punk, Ska
Favourite photographer: i haven’t
Favourite style of art: I like the orginal draw and the digital paint…
Operating System: Actually Windows XP SP2
MP3 player of choice: Winamp

Infinitas NadaS

A todos nos educan, por generaciones y generaciones a dar parte importante de nuestra vida al servicio del resto. Los que no vean y progresen en seguir este flujo, son los que definirán la velocidad del tiempo

Solo tiempo, nos separa de este mundo a todo lo desconocido. Todo se sabrá, y entonces será el fin. Nunca se sabrá todo. Pero en el vacío siempre habrá lo mismo deseando ser otro. Dividirse, multiplicarse y la célula volverá a emerger.

Y hay muchos vacíos. Infinitas NadaS

La educación de los juegos

Enseñar a entretener

Me es extraño ver, hoy en día, que en diferentes instituciones de educación superior existan carreras destinadas a educar sobre diseño de juegos. Me es extraño, porque siempre he creído que los institutos y universidades buscan construir adultos profesionales que mejoren la sociedad a través de sus diferentes experticias y especialidades.

Médicos, Educadores, Ingenieros, Científicos y muchos otros profesionales especialistas se han estado formando desde hace muchos siglos, desde antes que tuvieramos un sistema de educación si quiera. Pero ¿por qué hoy, a casi un milenio de la aparición de primeras universidades, comienzan a aparecer especialidades dedicadas al desarrollo de juego, al diseño de juegos?

Me es extraño, y salta a la duda pensar: ¿Por qué ahora?, por qué ahora siendo que los juegos han existido desde… siempre.

Estamos de acuerdo, que como sociedad y como personas tenemos ciertas necesidades básicas para existir. alimentación, seguridad, descanso, salud, etc. Pero también tenemos la necesidad entretenernos, de divertirnos, de disfrutar nuestro tiempo conciente en lo que más placer nos cause. Los juegos, como actividades lúdicas, siempre han estado ahí. En el principio de nuestra vida como una actividad de aprendizaje, de reconocimiento de patrones, de medición, de contacto con el mundo de una forma segura. En siguientes etapas, el juego toma una forma más estructurada, y suele ser más competitiva, llegando a convertirse incluso en una actividad física dedicada, un deporte. Siempre han estado ahí, ¿pero ahora los estamos viendo y estudiando?. ¿Qué o quién ha evitado que pase esto?.

Siglos atrás, la gente que tenía cierta posición luchaba por mantenerla, luchaba por darle lo mejor a los suyos. Unían tribus, subyugaban otras, controlaban terrenos y ofrecían seguridad a sus subditos. Se mantenía al poder a través de la fuerza física y el castigo, incluso penal… pero la gente después de un tiempo, descubrió que era más fuerte que su regente. Con el tiempo cambió, y misteriosamente apareció una fuerza divina que era ahora la que señalaba las líneas de sangre que podían regir. Ya no era la violencia física, sino el miedo a lo divino lo que mantenía el poder… pero la gente después de un tiempo, dejo de creer y perdió ese miedo. Luego los regentes notaron que en la educación y la capacidad que tenían las personas en abrir sus mentes, descubrir el mundo y comprenderlo era donde estaba el real poder. Ahí se limitó todo… incluso el juego.

Los juegos antes del oscurantismo, existieron en muchas de las culturas occidentales que nos precedieron. Los griegos cultivaban bastante el arte de la entretención. Continuamente indagaban y disfrutaban del hecho de crear y vivir experiencias nuevas. Experiencias que permitieran disfrutar junto a otros, que permitieran estrechar lazos de cariño entre los humanos. Experiencias que incluso permitían enfrentar en grandes duelos físicos y mentales a otros oponentes pero con el respeto de jamás dañar al otro. El deporte, como lo conocemos hoy.

Guerras, que afectan en las sociedades como un terremoto a la tierra, destruyen todo, actividades ser pierden y se olvidan.

Durante el imperio romano a pesar de no haber desaparecido el juego, el gobierno lo privatizó ¡y de la mejor forma!. A la voz Roma, puede que una de las primeras imágenes que se vengan a mente es la de los coliseos romanos, y como no, si son grandes estructuras que se erigen hasta nuestros días y que albergaron uno de los juegos más “entretenidos” con los cuales no solo mantuvieron a una sociedad controlada, sino también definió la educación de su sociedad.

Y a pesar que desaparecieron los coliseos, los centros de juegos de azar, que implicaban apuestas fueron controlados por las siguientes generaciones. La moneda tenía valor, era el nuevo gobernante, y todo debía ser controlado.

Durante el oscurantismo no sólo la educación fue limitada, los juegos también. Pero fue sólo un período. Una etapa de niebla que finalmente se despejó y permitió el resurgir de una nueva sociedad.

Aún así han pasados muchos años del Renacimiento, y recien ahora surge la educación de profesionales del diseño de juegos.

El juego es parte importante de la vida, como mencionaba anteriormente, es una forma de satisfacer la necesidad de diversión, de satisfacción, de placer por el humano y la sociedad.